Home > Estrenos > Críticas > ‘La biblioteca de los libros rechazados’, desmontando a Kant

‘La biblioteca de los libros rechazados’, desmontando a Kant

En un pueblo de la Bretaña existe una peculiar biblioteca que alberga libros rechazados por las editoriales. Una joven editora visita el lugar y descubre una novela magistral. Su autor es alguien llamado Henri Pick, un cocinero de una pequeña pizzería ya fallecido. Según su viuda, Pick jamás leyó un libro y lo único que escribió en su vida fue la lista de la compra. ¿Quién era en realidad Henri Pick?

A la hora de abordar una crítica sobre cualquier obra que se precie el analista ha de respetar al autor de la misma, al público a quien va dirigido y, por supuesto, al producto creativo en sí. Una labor que consiste en observar, apreciar, destacar las virtudes, no esconder sus defectos, descubrir la intencionalidad y su valor en el momento concreto de la creación como a través del tiempo para el público. A pesar de todas estas características, cuando la propia subjetividad de quien juzga se encuentra por encima del objeto artístico surge una nueva disciplina que no contemplaba el propio Immanuel Kant en su doctrina filosófica, la pedantería.

‘La biblioteca de los libros rechazados’ caricaturiza al crítico pedante, con elegancia, fino humor y cariño, mucho cariño. Tal vez sea este el principal motivo por el que engancha al gremio. Tanto la novela de Foenkinos como su adaptación cinematográfica por el regular cineasta francés Rémi Bezançon (‘Zarafa’, ‘Un feliz acontecimiento’, ‘El primer día del resto de tu vida’), ponen sobre la mesa la duda rodeada de misterio, para desmontar y retorcer cualquier prejuicio apriorístico de la misma razón pura. El propio Bezançon como su esposa, Vanessa Portal, reelaboraron el guion y los diálogos para centrarse principalmente en el personaje del crítico literario del programa televisivo de la 2 francesa.

Fabrice Luchini (‘En la casa’, ‘El juez’, ‘Mòliere en bicicleta’), personifica al periodista cultureta que desde su pedestal acostumbra a decir lo que piensa sin filtro ni pudor alguno. No cuestiona la valía de un supuesto manuscrito atribuido a un anónimo pizzero, sino que procura desmontar lo que entiende como una farsa del entramado negocio editorial. En su irrespetuosa obstinación se van descubriendo las capas internas del personaje, muy bien interpretado, con dosis de cinismo, cobardía y tenacidad casi a partes iguales.

En esta aventura de misterio y humor, le acompañan otros actores como Camille Cottin, Alice Isaaz, Bastien Bouillon, Josiane Stoleru y la aparición de Hanna Schygulla.

‘La biblioteca de los libros rechazados’ es una película muy simpática e intrigante que pone su punto de ironía sobre ese cementerio de obras que nunca llegan a ver la luz editorial, repleto de becarios que envían cartas genéricas o rebuscan entre la basura en busca de un manuscrito inmortal, o acerca de pizzeros desconocidos que ocultan habilidades literarias en vida leyendo y escribiendo a escondidas.

Un ejemplo del buen estado anímico con el que cuenta nuestro vecino país galo en lo referente a las últimas producciones de cine.

Lo mejor: Fabrice Luchini como presentador e investigador crítico-cínico, el agradable ritmo con la que se cuenta su interesante argumento, y la facilidad con la que a precio de moda creamos autores de culto.

Lo peor: que se desestimen otros puntos de vista también muy interesantes para esta trama obsesiva.

Comentarios

Te puede interesar
Nuevas imágenes de Frozen 2, que se estrena en cines el 22 de noviembre
Nuevo tráiler de ‘Los ángeles de Charlie’, una nueva generación de ángeles
El cuento que conocemos esconde un secreto: Gretel & Hansel vuelven al cine
Las aventuras del Doctor Dolittle, nueva versión de la vida del famoso doctor capaz de hablar con los animales

Deja un comentario