Home > Estrenos > Críticas > ‘La llorona’ terror a plena luz del día

‘La llorona’ terror a plena luz del día

Con las palabras «si llorás, te mataré» resonando en sus oídos, Alma y sus hijos son asesinados en el conflicto armado de Guatemala. Treinta años después, se abre una causa penal contra Enrique, un general retirado que supervisó el genocidio. Pero el juicio es declarado nulo y él es absuelto, y el espíritu de La Llorona se libera para vagar por el mundo como un alma perdida entre los vivos. Por las noches, Enrique comienza a escucharla llorar. Su esposa e hijo creen que está sufriendo accesos de demencia relacionados con el Alzheimer. No sospechan que su nueva ama de llaves, Alma, está allí para infligir la venganza que no logró el juicio.

Con el título de la popular canción mexicana (se añade al listado de versiones esta más siniestra y cantada por la guatemalteca Gaby Moreno en los créditos finales), se han realizado unas cuantas producciones destinadas al género de terror con dispar éxito en muy corto plazo de tiempo. Por un lado están las norteamericanas que pretenden pertenecer a algún tipo de universo, estilo saga Warren. Y luego encontramos este otro ejemplo venido de un poco más al sur, de Centroamérica, con un tono completamente diferente a lo que en principio se pueda esperar.

Jayro Bustamante (‘Temblores’, ‘Ixcanul’), es el director y escritor de ‘La llorona’ que aquí nos incumbe. Y como ya hiciera en sus dos anteriores trabajos, la represión y la cultura indígena siguen marcando la pauta argumental. En este caso, se ha añadido una particular y efectiva tónica de terror que retuerce con ganas e intención el género, calibrando a su gusto las consecuencias del relato para convertirlo en algo más singular.

El miedo tiene lugar a plena luz del día, haciendo referencia al olvido de las masacres caprichosas por parte de políticos y militares que pretenden doblegar la cultura indígena. Un general demente, custodiado férreamente por su familia y guardaespaldas, es capaz de generar más terror por su pasado que cualquier espíritu maligno con ansias de sangre. Genocidio, violaciones, matanzas de inocentes… algo que la historia parece querer obviar. “Decir la verdad ayuda a sanar las heridas del pasado”, se le increpa a un alma corrupta.

Julio Diaz, Margarita Kenéfic, Sabrina De La Hoz y la joven Ayla-Elea Hurtado protagonizan esta familia sitiada y asediada por escraches en busca de justicia social. Nobleza rancia, obsoleta e impedida, al cuidado de criadas indígenas como representan María Telón y María Mercedes Coroy, hasta que se desata lo espiritual y lo sobrenatural, allá donde la balanza no encuentra equilibrio, en un choque de creencias y culturas.

‘La llorona’ es un interesante ejemplo que invita a reflexionar sobre cómo se puede mantener impunemente en pie un personaje así, pues haberlos haylos, según dicen. Todo ello aderezado con un poquito de suspense y música que te zumba mientras en ocasiones vemos muertos entre llantos y sollozos.

Lo mejor: esa vuelta de tuerca, donde el terror real prevalece sobre el ficticio como símbolo de denuncia.

Lo peor: esa manera tan pausada de contar las cosas con planos muy largos en el tiempo y con zoom muy lento acercándose o alejándose del sujeto.

Comentarios

Te puede interesar
‘Sin señas particulares’, la insoportable ingravidez del ser
Ya tenemos el tráiler y la fecha de estreno de ‘3 Caminos’
El 26 de marzo llega ¡’El bebé jefazo: negocios de familia’!
Finalistas al XXVI premio José María Forqué

Deja un comentario