Home > Estrenos > Críticas > ‘Anatomía de un Dandy’, narcisismo literario

‘Anatomía de un Dandy’, narcisismo literario

Retrato de uno de los periodistas y escritores más importantes de la lengua española: Francisco Umbral. A través de una exhaustiva labor de documentación se ha accedido por primera vez a documentos, como cintas de cassette con entrevistas íntimas e inéditas, que nos darán una nueva dimensión del personaje. Decía Umbral que él solo sabía escribir memorias. Sin embargo, detrás del personaje creado por él mismo se encontraba una vida llena de incógnitas que quedaron sin responder tras su muerte en 2007. Los más de 10.000 artículos y casi 200 novelas escritas, que siempre tomaron como referencia sus propias experiencias personales, no hicieron otra cosa que fomentar el mito y el enigma del dandy.

Gracias a estos tiempos tan convulsos, el género documental parece tener un nuevo resurgir en la gran pantalla. Al dejar este enorme hueco provocado por las ausencias de grandes producciones temerosas de pinchar en taquilla, pueden encontrar sitio en la cartelera cultural. Otra cosa ya es discernir sobre la idoneidad de que películas concebidas para el gran formato sean distribuidas en la pequeña pantalla, o documentales con gran calidad televisiva pasen a salas  cinematográficas. Que cada cual busque su sitio.

No es caso de ser oportunista, ni mucho menos, toparse por el camino con este magnífico documental. ‘Anatomía de un Dandy’ es mucho más que una grata sorpresa para quien estas palabras suscribe tras disfrutarla con gran interés en una valiente y novedosa sala pequeña que se acaba de inaugurar precisamente en los tiempos que corren.

Charlie Arnaiz, Alberto Ortega (así, al alimón como han hecho anteriormente con ‘Un país en Labordeta’, ‘Generación instantánea’, ‘Aunque tú no lo sepas’), son a estas alturas un imprescindible referente del género en nuestro país. Dirigen y producen, con el acierto que les caracteriza, un impecable perfil con acceso a todo tipo de material gráfico, sonoro, de archivo y declaraciones actuales que ayudan a hacerse una clara idea sobre la enigmática personalidad de Francisco Umbral.

Bajo el formato de una entrevista ficticia y atemporal entre dos actores, van desfilando las explicaciones de María España, Raúl del Pozo, Juan Cruz, Manuel Jabois, Pedro J. Ramírez, Ángel Antonio Herrera, Antonio Lucas, David Gistau, Victoria Vera, Ramoncín, Bénédicte De Buron-Brun, Manuel Llorente, Fanny Rubio, Jorge Urrutia, Rosa Montero y Manuel Vicent, que permiten diseccionar con precisión clínica el narcisismo de un personaje creado y la reservada humanidad de un enorme literato. La voz en off de Aitana Sánchez Gijón sirve de hilo conductor para desgranar una vida en cercanos capítulos inspirados en títulos de la propia obra del escritor.

El resultado es impecable. Despierta el interés por los primeros pasos hacia la caracterización del personaje. Narra con detalle su irrupción cultural en el Madrid de los 60. Cela, el Café Gijón y los sueños de gloria. Habla del romántico disfraz de “dandy” de un quinqui vestido de Pierre Cardin. Del misterio de sus orígenes ocultos. Comparte los años más felices con su mujer y su hijo. Dibujos animados vuelven a recrear las fantasías del pequeño “Pincho”.

La tragedia, el dolor y su refugio en una caracterización ególatra de la mejor novela de la vida; el esnobismo tardío, las purgas matutinas de sus columnas. Incluso la farsa final. Todo ello, descrito con un elegante estilo cinematográfico, con limpias confesiones, y mediante la disposición de un material infinito con el que acreditar y justificar el retrato más preciso del literato.

Sin importar la edad, el conocimiento o su afinidad con el escritor, las simpatías u odios que este haya podido generar, ‘Anatomía de un Dandy’ resulta ser un exquisito documental que supera con creces cualquier expectativa que se pueda plantear. Es refinada, irónica, emotiva, mordaz, nostálgica y hasta tiene su puntito cínico. Todo ello engalanado con imágenes y sonidos de diferentes épocas gracias a la pericia del tándem Arnaiz-Ortega. Una muy grata sorpresa el de este hermoso homenaje que sobrepasa el interés de cualquier ávido cultureta y bibliófilo de Fnac.

Lo mejor: el juego audiovisual para retratar a una de las figuras más brillantes, con sus muchas sombras e infinidad de luces, de la literatura española de los últimos tiempos.

Lo peor: se echa de menos un poco de repercusiones posteriores en la cultura española sobre su semblanza biográfica.

Comentarios

Te puede interesar
‘Contagio en alta mar’: correcta, pero sin alma
‘Dime quien soy’ se estrena en Movistar+ en diciembre
¡Primer tráiler en español de ‘Chaos Walking’!
El 13º Festival de cine italiano llega a Madrid del 26/11 al 3/12

Deja un comentario