Home > Estrenos > Críticas > ‘¡Rompe Ralph!’: Aquellos maravillosos años

‘¡Rompe Ralph!’: Aquellos maravillosos años

¡Rompe Ralph!

¡Rompe Ralph!

Durante décadas, Ralph  ha vivido a la sombra de Repara-Félix Jr., el chico bueno de su videojuego. Cansado de ser el malo de la historia, Ralph decide tomar el asunto por sus propias y enormes manos, y se lanza en un viaje a través de los distintos mundos y generaciones de videojuegos para demostrarle al mundo que él también puede ser un héroe.

Ya es oficial. Pixar tiene competidores, no seguidores.

Dreamworks, Sony Pictures Animation, Estudios Laika, Aardman, la propia Disney…; la hasta ahora imbatible reina de la animación ha encontrado, por fin, oponentes de calidad a todos los niveles que (además), empiezan a creer en sus posibilidades.

‘El Origen de los Guardianes’ y ‘El Alucinante Mundo de Norman’, han caldeado el período navideño, que riza el rizo con ‘¡Rompe Ralph!’, una maravillosa y ocurrente aventura para toda la familia que contentará por igual a grandes y pequeños.

El insondable mundo de los videojuegos retro que acompañaron nuestra adolescencia, junto con las nuevas propuestas de las Consolas actuales, son los grandes protagonistas de la película, y acompañan al malvado (a la fuerza) villano Ralph, que está harto del papel que le ha tocado y quiere cambiarlo, emprendiendo un alocado viaje en pos de una medalla que le convierta, por fin, en héroe.

La imaginación, ternura y originalidad que despliega la cinta, así como un certero sentido del humor y un reparto coral que sabe estar a la altura (atentos a la versión original, con John C.Reilly y, sobre todo, la inmensa Sarah Silverman), con los suficientes matices para que cada personaje sea digno de recordar, convierten a ‘¡Rompe Ralph!’, en la mejor película de animación no tradicional de Disney, y la mayoría de edad definitiva que necesitaba la compañía de Mickey Mouse.

El excelente inicio de la cinta pega al espectador a la butaca, consiguiendo una complicidad que se mantendrá (e incrementará) durante todo el metraje.

La ambientación a través de diversos videojuegos propicia una riqueza cromática/ambiental maravillosa y perfectamente fusionada. Nada chirría en la cinta de Rick Moore, que presume de seso y capacidad para sorprender sin caer en la pirotecnia porque sí.

El único pero está en el escenario principal de la cinta: el juego ‘Sugar Rush’, cuyas directrices made in Disney Channel nos dan algún tópico de más que no hacía ninguna falta.

Pero son pequeños nubarrones en un cielo azul y ‘¡Rompe Ralph’ se convierte, por derecho propio, en la película de animación de las Navidades.

Lo mejor: Desbordante imaginación, personajes maravillosos y, en VO, Sarah Silverman, alucinante.

Lo peor: Los tópicos, muy vistos, que aparecen en el escenario de Sugar Rush.

Comentarios

Te puede interesar
Una imagen de la serie Away destacada
Hilary Swank protagoniza ‘Away’, de Netflix
‘Under the skin’ llega por fin a la cartelera española
Estrenos de A contracorriente films destacada
¡A CONTRACORRIENTE FILMS arropa la vuelta a los cines!
Así es ‘La cocinera de Castamar’ la nueva serie de Antena 3

Deja un comentario